• Autor de la entrada:
  • Categoría de la entrada:ventas

CONOCE LOS  4  TIPOS DE FUNNELS MÁS UTILIZADOS PARA LOGRAR TUS OBJETIVOS

Descubre cómo sacarle el máximo partido a tu negocio

Ya hemos hablado sobre los funnels de ventas y su importancia para conseguir nuestros propósitos corporativos. Como ya hemos dicho con anterioridad, el funnel de ventas puede variar dependiendo de lo que estás comercializando, ya sea un producto o un servicio. Si tu negocio maneja productos o servicios premium, o dicho en otras palabras, productos y/o servicios con un precio más alto, se requerirá un proceso más largo que si hablamos de productos y/o servicios con un precio bajo o medio.

Y te preguntarás, ¿cómo hago para saber cuál es el que mejor me conviene a mí? No hay más que fijarse en lo que quieres conseguir con tu proyecto y empezar a organizar. Mientras tanto, te voy a dejar aquí los tipos de funnels más comunes que podemos encontrar para que tengas una base muy simple y sepas desde dónde partir:

 

  • Funnels para captar leads: en este embudo lo importante no es vender al momento, pero no quiere decir que no sea importante ya que es el más utilizado de todos y  tiene un gran poder a la hora de ganarte la confianza de esos usuarios que te visitan. Para estos embudos de conversión debes disponer de una landing page o página de aterrizaje en la que el cliente potencial deje sus datos y tu le proporciones, a cambio, un regalo gratuito (guía, e-book, descuento, prueba gratuita de X tiempo, acceso a masterclass o vídeo exclusivo, plantilla, etc.)

¿Cuál es la base de este funnel? El principio de reciprocidad. El cliente te deja los datos a cambio de que tú le des otra cosa que, posteriormente, servirá si el cliente debe tomar una decisión ya que tu marca tendrá preferencia porque tú le ofreciste y le entregaste algo que otras empresas no hicieron.

  • Funnels para productos y/o servicios de alto valor o precio elevado: en este embudo lo importante es tirar por los suelos todos los ‘pero’ que te ponga el potencial cliente, es decir, las objeciones, ya que tu producto supone un gran gasto para esa persona y necesita pensárselo 2 veces. ¿Cómo lo consigues? Se debe crear una secuencia de emails para ‘enseñar’ a ese cliente sobre lo que ofreces o bien, reuniones o llamadas de manera personalizada con esa persona, adelantos de lo que es tu producto o servicio, etc. Todo lo que ayude a ese cliente a estar 100% convencido a la hora de adquirir tu producto y/o servicio es bienvenido.

  • Funnels para productos y/o servicios con precio bajo: en este funnel lo importante es automatizar procesos para invertir, tanto en tiempo como en dinero, la menor cantidad posible en procesos manuales, para poner el foco en otras fases relevantes. ¿Qué quiere decir automatizar? Es hacer uso de procesos automáticos y programados para realizarse de determinada manera en el caso de que el cliente se decida por llevar a cabo una acción u otra. Para este embudo es esencial que diseñes una carta de ventas con todos los aspectos fundamentales para conducir al cliente a la acción en ese momento.

  • Funnel para tienda física: si eres de los que cuenta con un negocio local, también hay un embudo para ti. Si es que hay aspectos de la presencialidad que nunca se podrán cambiar y que ayudan a reforzar tu estrategia digital, entre ellos, el trato cercano y personalizado creando un vínculo con el potencial o actual cliente. ¿Cómo se hace? A través de banners que hagan visible tu negocio o le den incentivo al cliente para visitar tu tienda (ofertas solamente disponible presencialmente, eventos presenciales en los que entrarás en un sorteo/concurso si asistes, etc), SEO Local

¿Te has quedado con ganas de más? Descarga el primer capítulo totalmente gratis de nuestro curso closer de ventas.